1
Estamos en TRA ¿lo contamos o nos callamos?

Muchas parejas se cuestionan si es adecuado o no decir a sus familias y amigos que tienen un problema de infertilidad y que están en TRA.

Algunos no tendrían inconveniente en comunicarlo pero les agobia pensar que puedan dar pie a preguntas indiscretas o que no quieran contestar. Y otros temen que sabiendo que se han puesto en marcha, la familia y seres queridos estén expectantes y con toda su buena voluntad, les trasmitan su ansiedad.

Es una cuestión muy personal, pero decidáis lo que decidáis, recordar:

ƒ Es vuestro derecho elegir que información dais, cuanta dais y a quienes se la dais.ƒ

Si decidís comunicarlo tenéis que dejar muy claro a los demás que conductas no os ayudan. Por ejemplo el que os pregunten continuamente sobre cómo va el tratamiento o si ya tenéis los resultados. Podéis decir que si hay novedades las comunicareis y que agradecéis el continuar con normalidad en todos los aspectos.

Es conveniente preparar una respuesta a las posibles preguntas incómodas o indiscretas, aunque sean bienintencionadas, y una serie de frases paraguas que frenen el chaparrón indeseado.

Igualmente legítima es la decisión de no comunicarlo, pero es importante que no esconda la visión de la infertilidad como un “defecto”, “carencia”, o “discapacidad”. Es necesario explorar si hay sentimientos de culpa, vergüenza hacia uno mismo o resentimiento hacia la pareja y recolocarlos si los hay, porque esos sentimientos sí que nos generar malestar, dificultades de comunicación y brechas en la confianza, entre otros.

El temor a que “se sepa” es un elemento añadido de disconfort para la pareja: hay que inventar excusas en el trabajo, mirar antes de entrar a la clínica por si hay conocidos, esconderse de la familia para inyectarse la medicación…Un estrés adicional por el que no tendríamos que pasar.

Cada pareja decidirá qué hacer, basándose en el equilibrio entre costes y beneficios a obtener.

 

Amalia Bayonas

Psicóloga

FIV VAlencia

Share
This