1
congelación de óvulos

La congelación de óvulos es una de las mejores opciones si quieres poder elegir el momento exacto en el que deseas ser madre. La vitrificación o congelación de ovocitos es una técnica de reproducción asistida mediante la que una mujer puede preservar sus óvulos cuando están en su momento de fertilidad óptimo y guardarlos hasta alcanzar el momento personal en el que decida afrontar la maternidad.

No podemos negar la evidencia, la naturaleza y la sociedad en la que actualmente vivimos van a ritmos totalmente opuestos. Es durante nuestra juventud cuando más fértiles somos, pero, socialmente, ese es el período en el que aún estamos estudiando, intentando encontrar un trabajo o buscando a esa persona con la que formar una familia.

Todas esas aspiraciones chocan con la realidad, con la disminución de nuestras capacidades reproductivas debido a la edad. Para las mujeres el fin de su capacidad reproductiva se manifiesta con la menopausia o desaparición de las menstruaciones, aunque ésta se merma notablemente varios años antes. En los hombres también se produce una reducción de su capacidad fértil, aunque más lenta y paulatina.

 

Infertilidad edad-dependiente

Esta infertilidad dependiente de la edad se produce por el proceso de envejecimiento de los espermatozoides y testículos y, en mayor medida, de los óvulos y ovarios. Como muchos estudios de investigación han demostrado, la capacidad reproductiva de las mujeres depende de su reserva ovárica.

La reserva ovárica es un concepto que engloba tanto la cantidad de óvulos que le quedan a una mujer como la calidad de los mismos. Esta reserva es inversamente proporcional a la edad. De modo que conforme pasan los años se reduce en cantidad y en calidad. Disminuye de forma gradual con la edad, alrededor de los 30 se hace más pronunciada y se agrava a partir de los 35-36 años.

Hoy en día, gracias a las nuevas técnicas de estimulación ovárica y extracción de los óvulos, y a su almacenamiento mediante vitrificación se puede, con la máxima seguridad para la mujer, retrasar la búsqueda del primer embarazo sin reducir las posibilidades de tener hijos sanos en el futuro.

Con un sencillo estudio (algunas preguntas, una ecografía y un análisis de la reserva ovárica), los especialistas de FIV Valencia podrán asesorar de manera personalizada a cada paciente. Los resultados pueden aportar información muy valiosa sobre la realidad de cada mujer para que, a partir de ahí, pueda considerar las opciones y planificar su maternidad.

Share
This